Marcos García Guerrero

Otro maldito domingo de partido a domicilio. Recreativo de Huelva 1, Sporting 1

el comercio 1

Foto de El Comercio

Domingo de partido a domicilio. Domingo de buscarse la vida para ver al Sporting.

Si tienes Telecable en casa estás de suerte, pones Más que tele y aunque la retransmisión sea un poco pachanguera (Punto Pelota Style), al menos puedes ver el partido desde el sofá. De lujo. Si no tienes Telecable puedes ir al bar de abajo, o al de la vuelta de la esquina, o al de un poco más allá, aunque la broma te costará una birra (o dos, o tres). El Sporting siempre exigiendo.

Si te quedas en casa sin la posibilidad de la tele, puedes sintonirzar la radio y buscar una retransmisión local, porque en las nacionales tienes que esperar un cuarto de hora a que en cinco segundos hagan un paupérrimo resúmen de cómo va el partido, y además padecer la tortura agónica del “pipipipipi” seguido del “goool” del periodista que conecta desde el estadio y que dependiendo de lo que alargue el cántico te está diciendo de antemano que el chicharro es del equipo local o del Sporting. Pero tampoco es que escuchar el partido al completo sea una experiencia más tranquilizadora; en el encuentro imaginario que tu mente de aficionado desiquilbrado proyecta al escucharlo, todos los ataques del Sporting parecen abocados a la nada, y los acercamientos rivales son poco menos que ocasiones claras de gol, aunque en la realidad la pelota no haya sobrepasado la línea del medio campo.

Si no puedes ver el partido ni escucharlo, te queda la opción de internet: páginas de fútbol online, prensa digital, redes sociales y Whatsapp. En primera división todo es más fácil: entras en Rojadirecta, te peleas con los diferentes enlaces disponibles y con un poco de suerte en un par de minutos puedes estar viendo a un Sporting pixelado acompañado de comentarios árabes o sudamericanos. Si no funciona la conexión (o si has tenido la brillante idea de darle al f5 para actualizar, melón), puedes recurrir al minuto a minuto del Marca o del AS, que pese a sus lamentables comentarios te proporcionan una solución decente para seguir de forma actualizada el partido. Pero en segunda lo tienes más jodido. Hay que buscarse la vida en territorio comanche. Porque en Rojadirecta ya ni lo intentas, y la opción del minuto a minuto queda reducida al ámbito de la prensa local, que por la lentitud con la que actualiza parece que dependa del curro dominguero de unos Oompa Loompa con el reloj sitonizado por la hora canaria (hagan la prueba: cuando finalece el partido, el titular de la portada del periódico que enlaza con la crónica seguirá marcando el resultado del descanso). Las otras opciones, las de las redes sociales (Twitter y Facebook) y Whatsapp, si bien te proporcionan información fragmentada, al menos palian la icertidumbre de ir sabiendo cómo va la cosa.

Sea como fuere, al final te acabas enterando de cómo quedó el Sporting, y de cómo jugó, y sabes que ayer en Huelva el equipo de Sandoval salió con presión alta y a intentar disputarle el balón al Recreativo, y ves, lees o te cuentan que ese impulso apenas duró un cuarto de hora, lo que tardó el partido en convertirse en el típico ladrillo segundero de domingo por la tarde a domicilio. Y también sabes que después de los primeros cuarenta y cinco minutos el Sporting volvió a salir crecido, y que marcó de nuevo Scepovic, que ya se perfila como el primer gran acierto de Lozano, y que los rojiblancos mantuvieron contra las cuerdas al Recreativo, desorientado y superado, y que como tantas otras veces, como en tantos otros encuentros de domingo vistos en el sofá de casa, en el bar de abajo o en el de la vuelta de la esquina o en el de en un poco más allá, como en tantos otros partidos escuchados en la radio o seguidos por internet, cuando todo estaba de cara, cuando el Sporting estaba siendo mejor y estaba a punto de sumar por primera vez desde el año del ascenso los primeros seis puntos ligueros, se le escapaba la victoria con un penalti de última hora que ya habías visto, leído o te habían contado en otros muchas partidos anteriores. En en otros malditos partidos de domingo. A domicilio. Y además en segunda.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s