Ismael Rodríguez

Nos hacemos mayores: Franz Ferdinand y sus palabras correctas

Hay momentos en la vida en los que nos damos cuenta de que nos hacemos mayores, de que el tiempo pasa. Y no me refiero a los cumpleaños, ni mucho menos, sino a cosas más importantes: cuando el veterano defensa central del equipo de turno es más joven que tú, cuando el que recuerdas como joven promesa del cine internacional ya ha pasado a ser el enésimo juguete roto, o cuando caes en que han pasado diez años desde el EP de debut de Franz Ferdinand.

Los miembros de Franz Ferdinand siguen negándose a hacerse mayores

Los miembros de Franz Ferdinand siguen negándose a hacerse mayores

Cuando en el año 2003 Franz Ferdinand publicaban ese primer EP, llamado Darts of Pleasure, nada parecía indicar la que iban a liar próximamente. No dejaba de ser, después de todo, el enésimo proyecto del ahora famosísimo Alex Kapranos para convertirse en una estrella pop, todos igualmente fracasados. De ahí que cuando mirásemos a la banda nos encontrásemos con algo muy extraño dentro del pop-rock británico, y es que el cantante era mayor que nosotros. Cuando Take Me Out explotó en las radios de medio mundo al año siguiente Kapranos contaba ya con 31 años, sin que eso le impidiese ser el rostro de una banda que triunfaba con su primer trabajo.

Eran otros tiempos, cuando aquellos que rondaban la edad universitaria se rendían a una música que buscaba que las chicas saliesen a bailar. Después de todo, con muy buen tino, los de Glasgow opinaban que los chicos irían detrás de manera inevitable. La diferencia con otra pléyade de grupos es que esa locura bailable se conseguía canalizando la esencia de otros grupos locales anteriores, capitaneados por Josef K y Orange Juice, que habían convertido la escena escocesa en una de las más interesantes de principios de los años ochenta.

Esas referencias se tornaron en vitales para la banda en todos sus trabajos, lo que curiosamente les ha ido dando una pátina de atemporalidad que pocos les auguraban en sus inicios. Mientras otros grupos desaparecían sumidos en la indiferencia, caso de Maxïmo Park o Razorlight, Franz Ferdinand siempre terminan volviendo. Lo hicieron con Tonight tras más de tres años de espera para regalarnos uno de sus mejores temas, Lucid Dreams, en medio de su disco menos genial. Y lo han hecho ahora, tras más de cuatro años y medio, con un disco que hace que la espera merezca la pena.

Portada Right Thoughts, Right Words, Right ActionRight Thoughts, Right Words, Right Action es la obra de unos hombres, ya no podemos tratarlos de jóvenes, cuyo líder supera la cuarentena pero se rinde a convertirse a ese AOR (Adult Oriented Rock o rock para adultos) al que muchos condenan a las antiguas estrellas musicales una vez alcanzan cierto bagaje. Como sus oyentes, Franz Ferdinand se hacen mayores sin admitirlo, atrapados en una inacabable post-adolescencia.

La banda lucha contra esa idea de que sus seguidores hayan tenido que convertirse en asalariados de poca monta, seguramente condenados a preocuparse más de llegar a fin de mes que de salir a bailar. En su lugar siguen tratándonos como aquellos que algún día fuimos, regalándonos una serie de temas que buscan la complicidad sin obviar que la paleta musical ha ido, obligadamente, ampliándose desde sus primeras entregas.

Así, estamos ante un disco que crece con cada escucha, que esconde sus temas más efectivos en una primera visita. Right Action, su primer single, nos recuerda de manera inmediata la remezcla que hiciese Junkie XL del A Little Less Conversation de Elvis Prestley y nos puede parecer un tema menor, pero luego nos persigue de manera implacable durante días. Lo mismo sucede con Love Illumination, segundo y aún más afortunado single. No hace falta comentar que ambos presentan vídeos igualmente geniales que hacen justicia a la trayectoria visual de la banda.

Pero es que todo el disco podría ser, una vez escuchado en su conjunto, susceptible de ser un single. Con la divertida –casi pensada para sonar en Halloween– y bailable Evil Eye o la descarga de adrenalina que es Bullet podemos lanzarnos de cabeza a la pista. Mientras tanto, para los momentos más relajados nos puede acompañar esa joya absoluta que es Stand On The Horizon, posiblemente uno de los mejores temas realizados por el grupo en toda su carrera.

Y ahí no se acaba el desfile de grandes momentos, en un disco condenado a ser un clásico por su entereza. En apenas 35 minutos los de Glasgow nos regalan diez temas llenos de concreción, donde parece que nada sobra ni falta, en una demostración práctica de que a veces menos es más.

Todo ello llega a su culminación en la maravillosa Goodbye Lovers & Friends, uno de esas canciones que nacen para cerrar un disco. Al igual que pasara este año con el cierre del Delta Machine de Depeche Mode, sin embargo, el tema esconde dentro de él una amenaza inesperada. Cuando Alex Kapranos termina el trabajo diciéndonos que esto es realmente el final podemos temernos estar ante la despedida de un grupo que, visto lo visto, todavía tiene mucho que decir.

Puede que Franz Ferdinand no sea aún uno de esos clásicos incontestables, incluso es posible que algunos sigan argumentando que fueron flor de un día y serán olvidados prontamente. Es imposible saber si alguien seguirá hablando de ellos dentro de otra década, pero lo que sí sabemos es que tras estos primeros diez años nos han regalado un disco que sus contemporáneos difícilmente conseguirán igualar. Solamente podemos desear una larga vida a los archiduques, que todo se quede en una fanfarronada de Kapranos y tengamos muchos discos suyos por delante. Después de todo, hacerse mayor es más fácil gracias a ellos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s